En la tarde del jueves la asamblea local de Adelante Andalucía de Linares designó por unanimidad a Mariano Díaz Salazar como candidato a la alcaldía para las elecciones del próximo 28 de mayo. Mariano, de 43 años, es Técnico Superior en Telecomunicaciones e Informática y ha trabajado en diversos sectores, y actualmente lo hace en Logística. Es un característico representante de la clase trabajadora de Linares, conocedor de la precariedad laboral en la que se mueve gran parte de la misma. También lo es de la izquierda de la ciudad, ha participado en movimientos y colectivos de la misma y va a encabezar la lista de un proyecto alternativo de izquierdas que, desde un perfil andalucista, pretende consolidarse en Linares como una opción a la izquierda del tablero político sin tutelas de partidos de ámbito estatal y que defienda los intereses de las clases trabajadoras de Linares desde la reivindicación de un andalucismo que enfrente la discriminación histórica a la que ha sido sometida nuestra tierra por parte de las élites propias y del resto del Estado.

Porque los problemas de Linares son los problemas de Andalucía, una tierra que avanza hacia la desindustrialización por decisiones geopolíticas ajenas a las andaluzas y con la complicidad del PP, Vox y el PSOE autonómicos, y a la devastación ecológica por intereses puramente crematísticos como hemos visto recientemente con la legalización de regadíos en Doñana.

Adelante Andalucía se presenta, pues, a las elecciones municipales en Linares con una candidatura representativa del ecosocialismo, el feminismo, el sindicalismo compuesta por trabajadoras y trabajadores de distintos ámbitos y que será presentada públicamente en la próxima semana, y con un programa basado en los siguientes ejes fundamentales:
– Un modelo de gobierno participativo desde todos los ámbitos, incluido el presupuestario.
– Defensa y reivindicación de los servicios públicos en general (sanidad, educación, etc.) y oposición a toda privatización de servicios municipales así como estudio de la viabilidad de recuperar los que actualmente se encuentran externalizados.
– Apuesta por un municipio saludable y comprometido con el cambio climático.
– Feminismo y defensa de los derechos de los colectivos LGTBIQ.
– Plan de reindustrialización sostenible para Linares, reivindicación histórica reiteradamente incumplida.
– Defensa del ferrocarril y de la Universidad.
– Memoria histórica y democrática.
– Interculturalidad, un ayuntamiento inclusivo
– Apoyo a la cultura local.