Cilu-Linares asevera a través de un comunicado, que “ha tenido conocimiento” de la aprobación por parte del actual alcalde de la ciudad de Linares, Raúl Caro, de un pago de 65.000 euros relacionados con la encomienda de gestión entre Cámara y Ayuntamiento que existe desde 2014.

En dicho decreto, se reflejaría según la formación municipalista la “falta de informes por parte de la Intervención Municipal para la justificación de este pago”, relativo a actividades de “promoción local” que según fuentes de CILU-Linares “es momento de revisar”.

En este sentido, la Secretaria de Acción Política y concejala en el Ayuntamiento de Linares Myriam Martínez ha manifestado que “no entendemos como la misma concejalía de Hacienda se escuda en informes y procedimientos para impedir el pago en tiempo y forma al resto de organismos y asociaciones de Linares que tanto lo han necesitado en momentos tan difíciles como la crisis sanitaria del COVID-19 y sin embargo vemos que este pago se ha aprobado sin trámites elementales”.

En este sentido, la formación no ha querido pasar por alto otros aspectos relacionados con subvenciones directas, como la relativa a la Asociación de Hermandades y Cofradías o la Fundación Andrés Segovia. Desde CILU-Linares manifiestan que “es una auténtica desvergüenza y falta de consideración que entidades de tan importantes como la Fundación Andrés Segovia sigan sin recibir la subvención presupuestada, llevando al límite a una entidad con tanto renombre a nivel internacional”.

Desde el partido, se está estudiando la legalidad de este decreto al carecer de informe de la intervención municipal y una posible duplicidad de prestación de servicios por parte de la administración local, a la vez que exigen al equipo de gobierno que “cumplan con todos los pagos pendientes”.