Portada Categorías General Un Miércoles Santo primaveral recibe a la Hermandad de los Estudiantes en...

Un Miércoles Santo primaveral recibe a la Hermandad de los Estudiantes en la calle

La Hermandad de las Siete Palabras (Estudiantes) realizó su Estación de Penitencia, por las calles de Linares, bajo un tiempo puramente primaveral. Buena jornada de Miércoles Santo, por tanto, para una Cofradía que llenó de belleza cada rincón de su itinerario. Y es que la imponente talla del Santísimo Cristo de la Buena Muerte, obra del imaginero sevillano Luis Álvarez Duarte, impresiona especialmente sobre su majestuoso paso caoba; al igual que su Madre, Nuestra Señora de la Consolación, Dolorosa de Mario Castellano que cumple, este año, su décimo aniverario.

A las seis en punto de la tarde se abrían las puertas de las dependencias parroquiales de San José para que comenzara a desfilar el cortejo procesional de “Los Estudiantes”. La Cruz de Guía en primera posición, seguida por la Banda de Cabecera Salesiana Stmo. Cristo de la Buena Muerte, uno de los colectivos más numerosos de la Hermandad y que también celebra sus diez años de trayectoria en este 2018. A continuación, el tercio de nazarenos del Señor y el Paso de Misterio, que se detuvo apenas unos metros después de la salida, en la calle Santa María Rosa Molas, para la celebración del tradicional acto estudiantil, protagonizado por el Colegio Virgen de Linarejos en la presente edición.

Desde ese momento, la Cofradía del Miércoles Santo comenzó a abandonar el barrio de San José y caminó, con paso firme, para buscar la zona más céntrica de la ciudad de Linares. Tras el Crucificado sonaron las marchas de la Banda de Cornetas y Tambores Dolores del Rosario de Baeza, una formación que dejó buenas impresiones entre el público linarense. Y siguiendo el caminar de su Hijo, Ntra. Sra. de la Consolación, que fue llevada con mimo y gran devoción por su fiel y entregada cuadrilla de costaleras.

Para un mayor embellecimiento de ambos pasos, la Hermandad de los Estudiantes preparó varias novedades y estrenos que se pudieron disfrutar en esta jornada de Miércoles Santo. Uno de ellos fue el exorno floral, que contó con más variedad y colorido; también se sacaron unas dalmáticas nuevas para los acólitos portadores de los incensarios, y en cuanto al Paso de Palio, procesionó la imagen de un Niño Jesús, fruto de una donación anónima, en la entrecalle de la candelería. Así las cosas, “Estudiantes y Consolación” recibieron el acompañamiento de numerosos vecinos, especialmente, en zonas como la Carrera Oficial, la Plaza de San Francisco o la Calle Rosario.

La vuelta de la Cofadía “estudiantil” a su barrio también resultó emotiva y llena de recogimiento. En este sentido, destaca la modificación que se introdujo en el recorrido de regreso para evitar pasar por las calles Santiago y Velázquez, como consecuencia del derrumbe accidental del Mercado de Abastos por culpa del temporal sufrido en Linares recientemente. Una vez se llegó al templo, los vecinos de San José recibieron a Cristo y a su Madre para poner el broche de oro a este día. Allí, frente a la Parroquia, tuvo lugar un saludo de ambos pasos, y ya en las dependencias parroquiales la Banda de Cabecera interpretó una marcha para la recogida de la Virgen.

No hay comentarios

Haciendo click en "Publicar comentario" estará aceptando la política de recogida de datos (Art. 5.1 de la LOPD) y las condiciones de uso