El pleno de la Diputación Provincial de Jaén celebrado hoy ha aprobado incrementar en 1,2 millones de euros la línea de ayudas dirigida a favorecer la instalación de grandes empresas en la provincia. Con esta partida, la cuantía para estas subvenciones incluidas en el Plan de Empleo de la Administración provincial –dotada inicialmente con 5 millones de euros– alcanza los 6,2 millones. La vicepresidenta primera y responsable de Economía, Hacienda y Asistencia a los Municipios, Pilar Parra, ha subrayado la importancia de aumentar la cantidad destinada a estos incentivos ya que “es una partida de calado, puesto que se va a traducir en empleo para la provincia”.

La Corporación provincial ha dado el visto bueno por unanimidad a estos 1,2 millones de euros con lo que se incrementa esta convocatoria del Plan de Empleo que “sacábamos en el mes de febrero para aquellos proyectos intensivos que generen 15 o más puestos de trabajo, con la idea de captar empresas que vengan a la provincia de Jaén, o bien, favorecer que amplíen nuevas líneas y que finalmente se queden en la provincia”, ha recordado Parra, que ha explicado que el aumento de esta línea de ayudas responde al interés mostrado por empresas para instalarse o mantenerse en la provincia. “Una vez finalizado el plazo de esta convocatoria de subvenciones y teniendo noticias de que hay otras empresas que se han acercado a la Diputación para preguntar cuándo se abre un nuevo plazo, hemos hecho este suplemento de crédito de 1,2 millones de euros, lo que abre posibilidades a las empresas que quieren instalarse en la provincia y posibilita el mantenimiento de otras”, ha señalado.
A través de estas ayudas dirigidas a la creación de proyectos generadores de empleo intensivo, la Diputación sufraga durante dos años, en función del tamaño de la empresa, entre el 25% y el 45% de los costes salariales y del gasto de Seguridad Social de los trabajadores. “Sin duda, es un aliciente importante para poder llevar a cabo la actividad empresarial y mantenerla en el tiempo”, ha remarcado Parra. En concreto, con esta línea de subvenciones se financia un porcentaje del 45 por ciento del proyecto a las pequeñas empresas –las que cuentan con menos de 50 personas y no superan un volumen de negocio de 10 millones de euros–; un 35 por ciento a las medianas –aquellas que cuenten con menos de 250 trabajadores y cuyo volumen de negocio no supere los 50 millones o su balance general no sea superior a los 43 millones de euros– y, por último, un 25 por ciento a las grandes –las que emplean a más de 250 personas y tienen un volumen de negocio de más de 50 millones de euros o un balance general superior a los 43–.