Agentes de la Policía Nacional han desmantelado un punto negro de venta de sustancias estupefacientes en Linares deteniendo a los moradores de dos domicilios. Una de las viviendas era utilizada como guardería de dinero, el segundo era el punto de venta de todo tipo de sustancias estupefacientes y se encontraba situado en las inmediaciones de un instituto de enseñanza media. Ambos domicilios estaban dotados de altas medidas de seguridad con el fin de dificultar la labor policial. En los registros practicados, los agentes se incautaron de más de sesenta gramos de todo tipo de sustancias, balanzas y útiles para preparación de droga, libretas de anotaciones de venta, armas y más de 1.900 euros en metálico.

La colaboración ciudadana, clave del éxito policial

Los investigadores tuvieron conocimiento, a través de informaciones anónimas recibidas, sobre la existencia de un punto de venta de drogas, especialmente de cocaína, heroína y hachís. El mencionado punto era muy activo y se encontraba ubicado en la barriada de “Los Arrayanes” en las inmediaciones de un instituto de enseñanza media. Por otra parte, los investigadores detectaron una segunda vivienda que los arrestados utilizaban como “guardería” de dinero. Por todo ello se elaboró un operativo tendente a neutralizar dicho punto que encerraba muchas dificultades, en especial por la zona donde estaban ubicados donde era fácil detectar la vigilancia policial y, por otra parte, los agentes eran conocedores de que las puertas de entrada eran blindadas equipadas por fuertes cerrojos en su interior, lo cual provocaría extremas dificultades para su apertura, perdiendo el efecto sorpresa. Durante semanas, los investigadores sometieron las zonas de los domicilios a una minuciosa vigilancia comprobando las sucesivas entradas y salidas de toxicómanos del domicilio registrado, permitiendo identificar a los encargados del mencionado punto negro de venta, un hombre y una mujer.

Debido a las dificultades que existían para poder entrar en los domicilios y realizar los sendos registros, los agentes aprovecharon el momento de la salida de los moradores siendo detenidos in situ. Finalizados sendos registros, los agentes se incautaron de más de sesenta gramos de todo tipo de sustancias, balanzas y útiles para preparación de droga, libretas de anotaciones de venta, armas y más de 1.900 euros en metálico. La autoridad judicial decretó en ingreso en prisión del hombre.

Diferentes vías de comunicación anónima con la Policía Nacional

La Policía Nacional mantiene abiertos varias canales de comunicación con la ciudadanía en las redes sociales, que se suman a los más clásicos como el teléfono de emergencia 091, donde cualquier persona puede comunicar de forma anónima la posible comisión de delitos, tanto en las cuentas oficiales de Twitter o Facebook: Twitter @policía, Facebook Policía Nacional, en la propia página web www.policia.es en la pestaña de “colaboración ciudadana”, así como en cuantas de correo electrónico habilitadas para la lucha contra infracciones criminales específicas como por ejemplo antidroga@policia.es para la lucha contra los delitos contra la salud pública que tanto daño provocan al conjunto de la sociedad.