El Ayuntamiento de Linares se adhiere a la campaña “La hora del planeta 2107”, como contribución a la lucha contra el calentamiento Global, cuyo lema es “El Planeta primero. Que nadie nos pare”. Se trata de una iniciativa promovida por el WWF (Fondo Mundial para la Naturaleza) que pretende la movilización de más de 7000 ciudades del mundo para apagar la luz, al unísono, de sus edificios y monumentos el próximo sábado, día 25 de marzo, de 20:30 a 21:30 horas.

Se trata de un episodio más en el intento de revertir el cambio climático y, aunque sea un gesto simbólico, la suma de millones de ellos equivalen a un “gran paso para la humanidad”

El año 2016 ha sido el más cálido desde que existe el registro (1880). El cambio climático, especialmente en regiones del Ártico, es una evidencia planetaria. El vigente “Acuerdo de París” es un convenio que marca el comienzo de una gran transición global hacia un desarrollo y una economía limpia y baja en carbono.

Los municipios tienen una gran responsabilidad para que esto sea una realidad, con compromisos claros para reducir sus emisiones de gases, potenciar el autoconsumo, promover la rehabilitación energética de viviendas…

Actuando a favor del clima se pretende evitar que el planeta aumente su temperatura hasta un punto en el que se produzcan daños irreversibles para la naturaleza, la economía y la salud de todos y todas.

Del mismo modo desde el Ayuntamiento se invita y anima a la ciudadanía a apagar las luces de sus hogares ese día y a esa hora, para que Linares sea una de las ciudades que “brille por su oscuridad”.