El Ayuntamiento de Linares junto con colectivos e instituciones de la ciudad, han decidido trabajar conjuntamente para rendir un merecido homenaje a los seis últimos protagonistas de nuestra triste historia minera; así como a sus familiares y cómo no, a su descendencia.

El trabajo del minero ha estado siempre bajo la amenaza constante del peligro y la tragedia tanto para el trabajador como para sus esposas y descendientes, siendo ese duro trabajo el que propició el desarrollo y la prosperidad de nuestra ciudad con el boom minero.

Siempre que se recuerda la historia minera de Linares, se hacen referencia, por ejemplo, la mina de Baebelo de la que Aníbal Barca extrajo montañas de plata; de cómo nuestros minerales eran conocidos en todo el Imperio Romano, de las grandes empresas y personalidades extranjeras y españolas que desde mediados del siglo XIX hasta bien entrado el siglo XX generaron tal cantidad de riqueza que, a su vez, precisaba de una potente estructura para su mantenimiento como el ferrocarril, la banca, el tranvía y la construcción de edificios burgueses e industriales que condicionaron la fisonomía de la antigua villa hasta convertirla en la ciudad que es hoy.

Pero rara vez se habla de las personas sencillas que con su esfuerzo; trabajo, dolor y sufrimiento, constituyen sin lugar a dudas el alma de nuestra historia. Una historia marcada por un esplendor que no pocas veces obvia trágicos acontecimientos como al que en esta ocasión se rinde homenaje: la tragedia del Pozo de San Vicente. Sería pues injusto olvidar que esas personas sencillas y trabajadoras también son el pilar de nuestra historia. Personas que como Blas Muñoz Moreno, Manuel Jiménez Díaz, Francisco Valera Hedrera, Fernando Rus Rodríguez, José Gago Núñez y Jorge Antuña Roces dejaron su vida un 21 de marzo de 1967 por extraer riqueza de las entrañas de nuestra tierra para nuestra ciudad. Trabajadores que también son el pilar de nuestra historia y que nunca deben ser olvidados.

Es por ello que la ciudad de Linares, cincuenta años después, ha de rendirles homenaje. Y así lo hará a través de las siguientes instituciones, colectivos y asociaciones: Ayuntamiento de Linares, Colectivo-Proyecto Arrayanes, Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos de Minas y de Grados en Minas y Energía de Linares, Granada, Jaén y Málaga, Centro de Estudios Linarenses, Asociación Vecinal Estación de Almería, Voluntariado por el Patrimonio Minero y la Asociación Promoción Social 28 Febrero.

En este sentido en el día de ayer tuvo lugar en el Centro de Interpretación del Paisaje Minero de nuestra ciudad la presentación de los actos que se han organizado para rememorar la tragedia y homenajear a los fallecidos. Además, en este mismo acto la Sección Filatélica del Centro Cultural Poveda presentó un sello conmemorativo del 50 aniversario del fatídico accidente.

Asimismo, se expondrá el jueves 23 en este mismo centro la V Edición Ruta Senderista de Un Millón de Pasosa las 18:30 de la tarde. Dicha actividad se celebrará el día 26 de marzo, coincidiendo con el acto de homenaje a los seis mineros en el Pozo de San Vicente a las 11:00 horas. En este acto, sencillo, se contará in situ la tragedia y se leerán unas poesías dedicadas a las víctimas del accidente. Además se interpretarán tarantas y habrá una exposición de paneles con recortes de la prensa nacional sobre el accidente.  Finalmente habrá una ofrenda de flores, dejándose caer una rosa blanca al pozo desde cada uno de los colectivos que participan en el homenaje. En el acto estarán presentes familiares de los mineros fallecidos.

El viernes 24 tendrá lugar a las 19:30 horas, en la sede de la Asociación Vecinal Estación de Almería de Linares (C/ Escultor Mariano Benlliure nº3) la conferencia “Sociedad civil y defensa del Patrimonio Minero” impartida por José Susi Liébanas (Colectivo-Proyecto Arrayanes).Todas aquellas personas interesadas podrán asistir, en dicha sede vecinal, a la exposición “Proyecto de Futuro” que se extenderá desde el día 17 al 24 inclusive, en horario de 18:00 a 20:00 horas.

Desde la Concejalía de Turismo y Patrimonio Histórico del Ayuntamiento, Mabel Selfa,se muestra “especialmente orgullosa de esta gran iniciativa, y agradecida de la estrecha colaboración de todas las asociaciones, colectivos y personas que lo hacen posible. Y cómo no, a nuestros seis mineros, ejemplo y orgullo para nuestra ciudad los que nunca olvidaremos”.

Momento de la presentación