Portada Categorías Magazine ¿Comer sano, es comer a la plancha?

¿Comer sano, es comer a la plancha?

Hoy en día, muchas personas creen que se cuidan y comen de forma saludable, porque los alimentos suelen tomarlos a la PLANCHA. Normalmente esto indica que esas personas se están intentando cuidar, ya que están limitando el consumo de grasas o aceites en sus recetas culinarias, por tanto las recetas serán supuestamente menos energéticas.

En  muchas ocasiones cuando analizas la dieta de estas personas (“Dominadas” por esta técnica culinaria) su alimentación es monótona, es decir, no toman todos los alimentos recomendados; la plancha es una técnica culinaria muy utilizada para carnes, pescados, derivados, verduras… pero no para arroz, pastas, legumbres… además existen otros tipos de cocción como el horneado, estofado, asados, al vapor…

La dieta que ellos creen tan saludable y además poco energética para perder peso, se convierte en un tipo de dieta milagro, en concreto de tipo proteica; llegando a aborrecer esta maravillosa técnica culinaria, por eso oiréis muchas veces“estamos hasta las narices de comer a la plancha” y no tienen poca razón. Además las dietas proteicas pueden ser perjudiciales para nuestra salud, ya que hacen trabajar a nuestros riñones e hígado “a toda máquina” forzándolos durante el tiempo que estamos siguiendo este tipo de alimentación.

Si habitualmente realizamos esto para mantener nuestra figura es totalmente erróneo, porque los alimentos proteicos suelen ir acompañados por sus correspondientes grasas de forma natural; a diferencia de los ricos en hidratos de carbono como el arroz, pastas, pan, cereales, verduras… entre los cuales existe la falsa creencia de que estos alimentos ¿ENGORDAN? cuando los alimentos no engordan, ¡somos nosotros!.

Pongo un ejemplo muy claro, el pan es un alimento básico, ha estado en nuestra dieta desde los inicios pero en los últimos años se ha convertido en un alimento restringido en muchos hogares, incluso en etapa infantil. El pan se puede tomar de forma saludable o convertirlo en una bomba calórica, pero los culpables y los que tomamos las decisiones, somos nosotros. El pan no vuela solo hacia el plato de la mayonesa para incorporarla, tampoco se remoja solo en el aceite, salsas… somos nosotros los que cogemos el pan y los mezclamos con otros alimentos energéticos que han de tomarse con moderación o en sus raciones recomendadas.Conclusión el pan no se mueve solo y si lo combino con alimentos saludables y en cantidades razonables no tendré ningún tipo de problema al tomar este maravilloso alimento que ayuda a equilibrar nuestra dieta para que esta sea más saludable. Al igual les pasa a las pastas, arroz, otros alimentos descartados por creer que pueden hacernos engordar.

Otro ejemplo son las legumbres, puedo elaborarlas de forma más saludable evitando alimentos grasos como chorizo, morcilla, tocino… los cuales puedo cambiar por muslos de pollo, salchichas FRESCAS menos grasas…; se recomiendan como mínimo,en la Dieta Mediterránea, dos raciones de legumbres a la semana, y como son más adecuadas tomarlas al medio día, habrá dos días al menos que debemos tomar legumbres; si siempre tomoalimentos a la plancha, estaré excluyéndolas de mi dieta y por tanto está dieta no será tan saludable como creemos.

Desde Nutri-Suli recomendamos al menos 2 veces a la semana legumbres, 1 arroz y 1 de pastas y para aquellos que no les gusten mucho las pastas, se tomarán al menos dos días arroz. Por tanto ya solo me quedan 3 comidas del medio día donde poder meter carnes, pescados, huevos… pero NO!! 7 DIAS A LA SEMANA.

Habrá gente que considere que 3 raciones/semana de carnes, pescados… es poco, pero he de añadir que nuestros desayunos, meriendas, cenas…suelen incluir alimentos de este tipo. Además, verduras, pastas, arroces e incluso nuestras legumbres pueden iracompañadas en numerosas ocasiones por estos alimentos.

“Hay que comer de TODO en su justa medida, ni mucho ni poco”

No hay comentarios

Haciendo click en "Publicar comentario" estará aceptando la política de recogida de datos (Art. 5.1 de la LOPD) y las condiciones de uso