El antiguo poblado de La Enira, destinado a acoger años atrás a las familias de la 13ª Compañía de Reserva General, se ha convertido en un centro de formación referente para los agentes de la Policía Nacional, así como otros Cuerpos de Seguridad del Estado. Con más de 5.400 alumnos a lo largo de 2014, el Centro de Operaciones Prácticas (COP) de La Enira aspira a convertirse en unas instalaciones formativas homologadas a nivel europeo para cuerpos específicos como los TEDAX tras acoger durante dos años consecutivos un curso impulsado desde la CEPOL (European Police College).

El centro, que comenzó a funcionar como escenario para la formación práctica de las Unidades de Intervención Policial (UIP) tras la disolución de ‘La Trece’, fue puesto en marcha oficialmente como COP hace dos años, cuando más de 3.500 agentes participaban alguno de sus cursos de reciclaje o formación en protección de personalidades y edificios, incidentes con rehenes, ejercicios de conducción de seguridad, asaltos de inmuebles, simulaciones de secuestros y extorsiones, cursos de Guías caninos o Caballería, prácticas de tiro, o formación en defensa personal.

Esta amplia cartera formativa se ha visto ampliada en los últimos dos años gracias al desarrollo de dos cursos de específicos para unidades TEDAX (Técnico Especialista en Desactivación de Artefactos Explosivos) y unidades NRBQ (Defensa Nuclear, Radiológico, Biológico y Químico) de Europa, así como Estados Unidos y Australia, con el apoyo de CEPOL; así como con la celebración de la fase práctica del proyecto FORLAB a principios de año, un proyecto de investigación en el que participaron policías y empresas de 12 países de la Unión Europea, con el fin de mejorar las técnicas y herramientas de actuación ante la presencia de un artefacto explosivo en diferentes escenarios reales. «La internacionalización de los cursos es un paso importante y, sobre todo dará mayor presencia a estas instalaciones. Esta apertura internacional es otro paso para situarlo en un referente de formación en Seguridad, como ya ocurre a nivel nacional, gracias a unas instalaciones en las que se puede recrear cualquier tipo de situación en una población real», destaca el alcalde de Linares, Juan Fernández, quien insiste en el impulso de La Enira como centro de formación de agentes de los diferentes Cuerpos de Seguridad del Estado a nivel internacional, pero también de otros países.

Inyección económica

El sector hostelero reconoce el peso de los agentes policiales que llegan a COP de La Enira en el número de pernoctaciones que se registra en la ciudad en periodos de temporada baja, generando más de la mitad de las reservas en estos meses.

Una ‘gran empresa’, como ha defendido el alcalde de la ciudad, que atrae a miles de visitantes a la ciudad con un alto poder adquisitivo. «La repercusión de los cursos de La Enira es visible en todos los hoteles. En nuestro caso la mitad de las habitaciones son ocupadas por agentes durante la celebración de los cursos y, excepto en verano, son pernoctaciones que se producen todos los meses del año», explica Tomás del Moral, jefe de recepción del Hotel Santiago de Linares.

Así, con más de 5.400 pernoctaciones a lo largo de 2014, una cifra que se espera incrementar este año con la llegada de iniciativas como el curso de CEPOL, el primer edil de la ciudad insiste en el impulso económico al sector comercial y hostelero de la ciudad con estos alumnos. «Son miles de personas que pernoctan, comen y compran en Linares, pero que además aportan seguridad a la ciudad de forma continua», puntualiza.

Instalaciones de La Enira

Instalaciones de La Enira

Instalaciones de La Enira

Instalaciones de La Enira

Enira 03

Instalaciones de La Enira

Instalaciones de La Enira

Instalaciones de La Enira

Instalaciones de La Enira