David Cabezas,un linarense, afectado por la hipoteca, cansado de intentar solucionar su problema directamente con la entidad, ha decidido hacer presión social en las puertas del banco. De ese modo ayer hubo una concentración de la sucursal de La Caixa en la Plaza de Aníbal e Himilce, en la que desde la asociación de consumidores FACUA y el propio afectado se expuso el problema a los medios de comunicación.

Cabezas asegura que lo único que persigue es arreglar la situación para mantener al menos la dignidad, anima a la sociedad a que hagan lo mismo que él, que se quiten el temor, el miedo y la vergüenza del que dirán y quiere transmitir que ayudar a lo demás es ayudarte a ti mismo.

El afectado expone, que el 22 de enero 2010 se compró un piso en Cajasol/La Caixa para independizarse, desde hace casi tres años vive atenazado por una situación dramática. Su caso es como el de centenares de miles de personas de nuestro país: tiene en propiedad una vivienda que puede perder si no hace frente al pago de la hipoteca, debido a lo que considera prácticas engañosas de la entidad “que solo buscan la obtención de beneficios”. Esto le creó un estado de ansiedad, ruptura de pareja y problemas personales.

Tras atravesar una situación económica muy complicada, y la reducción de sueldo, solicitó la dación en pago que le ha sido denegada en dos ocasiones y actualmente ha pedido la reestructuración de deuda, por tercera vez, de la ley 14 de mayo 2013. Dice que “hasta que no me la acepten no me voy a cansar de luchar”. También trata de que revisen el tipo de interés, que le quiten la cláusula suelo de 3,5%, ya que es una cláusula abusiva. Afirma que le dijeron que “mientras este medio pagando, les da igual que no tenga para comer”.

Desde FACUA se considera que esta es una postura incompresible, cuando se trata de una entidad adherida a las buenas prácticas bancarias y “está favoreciendo una situación de exclusión social de este linarense, que no le quedan ni 100 euros para mantenerse al mes. No le llega para pagar el agua, la luz, la comunidad, la comida o la gasolina para ir al trabajo y para no pedir a caritas es su madre la que le apoya, no sabe hasta cuándo podrá aguantar la situación, y tendrá que dejar de pagar”.

En el vídeo de cabecera podéis ver las declaraciones del responsable de FACUA Jaén, Felipe Serrano; así como del afectado.

Concentración a las puertas de La Caixa

Concentración a las puertas de La Caixa