Gracias a su última película documental, “Las Constituyentes”, la cineasta gaditana Oliva Acosta ha conseguido que sus protagonistas, 27 mujeres parlamentarias, que habían sido completamente olvidadas, hayan logrado por fin la visibilidad y el reconocimiento que no habían tenido en los 35 años transcurridos desde que hicieron la importantísima aportación para la historia de nuestro país, en plena transición, cuando se redactaba la Constitución de 1978. Igualmente ocurrió con “Reyita”, su primer largometraje documental, rodado en Cuba, donde recuperaba la memoria de la revolución cubana desde la mirada de una mujer anónima.

Recuperar la memoria y narrar la historia y contribución muchas veces olvidada de las mujeres, es la razón del trabajo que hace Oliva a través de los contenidos audiovisuales que genera y los proyectos que emprende. La directora realiza actualmente actividades formativas en base estos materiales audiovisuales, sobre igualdad, empoderamiento y ciudadanía en centros educativos de Andalucía. Por que, según dice: “Educar y sensibilizar sobre la igualdad, utilizando el enorme poder que ofrecen los medios audiovisuales, conectando con la memoria de quienes nos antecedieron, nos empodera y nos ayuda a construir nuestra identidad como mujeres y como hombres.”

Oliva Acosta fue responsable de comunicación en la sede de Naciones Unidas en Nueva York para asuntos de Igualdad y Desarrollo Social en una “anterior vida”, pero la directora ha desarrollado su trayectoria principalmente en el ámbito del cine documental.

Su trabajo más reciente y reconocido, como directora, guionista y productora, el largometraje documental #LasConstituyentes estrenado en cines en 2011, ha sido calificado por el Ministerio de Cultura como “película especialmente recomendada para la promoción de la igualdad de género”, y fue premio Meridiana 2011 de la Junta de Andalucía, entre otros importantes reconocimientos. La Comisión de Igualdad del Congreso de los Diputados recomendó que la película llegue al público más amplio posible, y en especial al mayor número posible de centros de enseñanza y centros académicos españoles. www.lasconstituyentes.com

Su primer largometraje documental, “Reyita”, sobre la revolución cubana desde la mirada de una mujer anónima, se rodó en La Habana y Santiago, y se estrenó en el Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana. Posteriormente participó en numerosos festivales nacionales e internacionales, estrenándose en cines en España en 2008. http://www.filmin.es/pelicula/reyita

Guionista y directora de numerosos documentales para televisión, como “Infancia Rota”, para Documentos TV de TVE, ganador de diversos premios como el del Festival de TV de N.York, el Intermedia de plata del Festival de Hamburgo y el premio derechos humanos del Consejo Gral de la Abogacía. “Somos lo que Comemos” para Documentos TV, fue nominado al mejor programa de TV en la Bienal Internacional de Cine Científico de Málaga. “Acciones, no palabras”, se rodó en la ONU en Nueva York y fue emitido por La Noche Temática de TVE. www.olivava.com/prod_audiovisual.php

Oliva fue responsable de comunicación en la División de Asuntos de Igualdad de la Secretaría de la ONU en su sede central en Nueva York, trabajando durante cuatro años en la organización de la IV Conferencia Mundial de la ONU sobre las Mujeres de Pekín en 1995, y en el seguimiento posterior. Durante este periodo, Oliva desarrolló en Naciones Unidas proyectos innovadores consistentes en plataformas online de contenidos digitales sobre la igualdad: Womenwatch y Whrnet. www.un.org/womenwatch/

Oliva Acosta es en la actualidad presidenta de la Asociación Andaluza de Mujeres de los Medios Audiovisuales, #AAMMAmujeresaudiovisual, delegada en Andalucía de la Asociación Estatal de Mujeres Cineastas y miembro de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España. La directora acaba de ser distinguida con la Bandera de Andalucía 2014 en la Provincia de Cádiz, y con el premio Clara Campoamor Andalucía, ambos galardones por su trabajo en el ámbito de la igualdad.