Desde Mengíbar, Alfonso Infantes nos ha enviado un “Portal de Belén” que no tiene desperdicio. Según nos cuenta, este particular Belén está instalado en la empresa de informática en la que trabaja en Jaén. Un toque de humor para encarar el fin de las fiestas navideñas.

El "Portal de Belén"