Un vecino de la Urbanización Virgen de Linarejos nos ha enviado esta fotografía y el siguiente texto.

“Esto, y mucho más (trapicheo, ruidos, música, gritos…, y en verano ya de una forma bestial), es lo que tenemos que soportar en nuestra urbanización todas las noches. ¡Qué falta de educación y de respeto a los demás y a la propia ciudad!. Y los que pueden evitarlo, o al menos paliarlo, pasan olímpicamente.”

Urbanización Virgen de Linarejos