Portada Entrevistas Entrevista a Benito Ortega Martínez, responsable de las relaciones externas de la...

Entrevista a Benito Ortega Martínez, responsable de las relaciones externas de la A.E.C.C en Linares

Benito Ortega Martínez nació en Siles en 1950. Ha trabajado como ingeniero técnico de minas, durante toda su vida en Linares. Tras la pérdida de una amiga a causa de un cáncer, algo que le afectó notablemente, decidió entrar en la Asociación Española Contra el Cáncer y, desde hace cinco años, cumple las labores de relaciones externas en la Junta Local de dicho colectivo en Linares.

Dentro de esta entrevista se incluye el testimonio de dos mujeres que han superado la enfermedad del cáncer y que forman parte de la AECC.

Linares28: ¿Qué es exactamente la Asociación Española Contra el Cáncer?

Respuesta: Es una ONG, una fundación sin ánimo de lucro, nacida en 1953, registrada en 1960 y declarada de “Utilidad pública” en 1970. Su sede está en Madrid, aunque en cada provincia española hay una subsede central, y aquí en Jaén estamos en 57 localidades. Yo me encuentro en la de Linares, aunque he fundado la Asociación Española Contra el Cáncer de Siles hace tres años.

L28: ¿Desde cuándo tiene presencia en Linares la Asociación?

R: La Asociación Española Contra el Cáncer en Linares nació hace, aproximadamente, catorce años. Fue fundada por la actual presidenta, Inmaculada Ramos, siendo presidente provincial José María Ruiz, ya fallecido. Desde entonces, sigue funcionando en la localidad de Linares con su junta directiva, donde sigue Inmaculada de presidenta, además del vicepresidente, un tesorero, los vocales y yo como relaciones externas.

L28: ¿Qué ámbito de trabajo tenéis: local, comarcal…?

R: Tenemos un ámbito comarcal, porque hay muchas personas que vienen a nosotros. Yo entré en esta Asociación a raíz de que noté que había ciertas necesidades en muchos puntos, porque había que trasladarse a Jaén para recibir quimioterapia o ser tratados oncológicamente, con lo cual, estaban masificadas todas las consultas. Cuando murió mi amiga Isabel, me acerqué aquí porque quería ayudar a la gente para que no se tuvieran que desplazar… y se consiguió en su día traer a Linares una unidad oncológica y de quimioterapia, así como de cuidados paliativos.

Actualmente, estoy recibiendo algunas quejas de afectados de cáncer, porque Linares también se está masificando y las consultas no son tan agilizadas como antes. Entonces, será necesario hablar con Antonio Resola, director gerente del Hospital San Agustín, y con Pedro Sánchez Rovira, jefe de oncología del Hospital Provincial de Jaén, para mejorar esta situación.

Sí está funcionando estupendamente, como desde su inicio, la unidad de soporte de cuidados paliativos, que está llevada por el médico José Antonio y por Purificación, la enfermera, a los que estoy enormemente agradecido porque están haciendo una labor encomiable con todos los pacientes.

L28: ¿Quién puede acudir a la Asociación y para qué?                                  

R: A esta Asociación pueden acudir todas las personas que estén afectadas por esta enfermedad para ayudarles. De hecho, yo siempre he compartido la iniciativa de la presidenta nacional, Isabel Oriol y Díaz de Bustamante, que planteó en 2009 los pilares sobre los que se sostiene nuestra labor:

En primer lugar, ofrecer información y concienciación, informar sobre cómo prevenir el cáncer, sobre todo, en los jóvenes, que son la pieza fundamental para lograr una sociedad más sana; ellos son los principales destinatarios de nuestro mensaje.

En segundo lugar, atención y acompañamiento al enfermo, para que ningún paciente de cáncer se encuentre desorientado, solo, desinformado… así como sus familiares; por eso, en nuestro domicilio de la Calle Cervantes, número 6, tercera planta, pueden encontrar toda la información necesaria.

Movilizar e influir. Con esto pretendemos trasladar a la sociedad la voz de los enfermos de cáncer y sus familiares; hacer de portavoces públicos para que sus inquietudes lleguen a la clase política.

Y el cuarto pilar es fomentar la investigación. Para ello, la mayoría de nuestros ingresos se destinan a becas para médicos oncólogos que les permitan desarrollar e investigar acerca de esta enfermedad.

L28: ¿Cómo se puede contactar con vosotros?

R: Principalmente, por teléfono, llamando al 953 65 64 63, además de en nuestra razón social, en la Calle Cervantes, 6, tercera planta.

L28: ¿Cómo se financia la Asociación Contra el Cáncer en Linares?

R: Normalmente, a través de actos que celebramos aquí; la cuestación en el mes de mayo por las calles, cuando más movimiento de gente hay; la lotería, que nos permite recaudar bastantes ingresos; un campeonato anual de golf, en el que llegamos a reunir alrededor de 110 golfistas, y que supone otra importante fuente de ingresos; tenemos, también, una comida de hermandad, en la cual hay una asistencia bastante grande; hemos hecho, por primera vez, una cena benéfica para recaudar fondos; hace poco tuvimos un concierto y un cocktail, todo organizado por Marina, colaboradora con la Asociación, a la que tengo que agradecer porque hace un trabajo formidable en todos los eventos que producimos, ya sea personalmente o de la forma que sea; en los colegios, también, tenemos la aportación de los niños, que es una buena medida no solo para recaudar, sino para concienciarlos de que hay que ser solidarios… Tengo varias cosas en mente: quisiera preparar un campeonato anual de pesca deportiva, porque hay mucha afición aquí; y quiero hacer también una exposición de pintura de artistas locales, con la que se pudiera obtener fondos a través de la venta o rifa de cuadros en las comidas de hermandad… Así nos vamos moviendo hasta ahora.

L28: El pasado 19 de octubre fue el Día Mundial del Cáncer de Mama. Hablemos de ello…

R: El cáncer de mama es uno de los cánceres que afectan a más personas, que puede ser bastante doloroso para las mujeres que se descuidan lo suficiente, ya que pueden perder una de las partes de su cuerpo que más adoran, pero que, al mismo tiempo, tiene una buena resolución si se llega a tiempo, si se hacen las revisiones oportunas a la edad correspondiente o si se nota cualquier anomalía… Para esto, hay un plan a nivel nacional en el que la Seguridad Social llama, gratuitamente, a mujeres de ciertas edades para que hagan las revisiones correspondientes. Y es muy importante, para este y otros tipos de cáncer, que se llegue a tiempo; llegando a tiempo se pueden conseguir muchas cosas, como la curación plena, al igual que otras situaciones como la extracción de una muela o un resfriado.

Yo siempre he abogado por una medicina de investigación y de revisiones cuanto más tempranas, mejor; prefiero educar a la gente bajo estos conceptos y creo que lo más beneficioso es una revisión precoz, porque llegando a tiempo se pueden salvar vidas. Testimonio de ello lo pueden dar dos personas que me acompañan hoy, que están operadas de cáncer y pueden demostrar que, llegando a tiempo en el cáncer, es llegar a la vida. Hoy día, las operaciones de cáncer de mama no hacen tanto daño físicamente como antes, se actúa más detalladamente y las reconstrucciones pueden ser casi inmediatas a la operación, si se quiere. Actualmente, hay más ventajas con respecto al pasado, y todo esto se complementa con la ayuda de la quimioterapia y la radioterapia.

Testimonio de Ana María López Rosas, que padeció cáncer de mama. A esta linarense de 71 años de edad le diagnosticaron un tumor hace dos años y cuenta que “al recibir el resultado positivo de la biopsia no me hundí, pero me quedé sin sentir nada, no reaccionaba, no me daba cuenta de lo que me estaba pasando, hasta que fui asimilándolo y pensé que tenía dos posibilidades: hundirme o afrontarlo y luchar contra él. Siempre les he dicho a mis alumnos que no dijeran nunca <<no puedo>>, sino <<lo intentaré>>, y ese mismo lema fue el que yo me apliqué al decir <<¡voy a vencer al cáncer!>>. Me informé de todo cuanto pude, supe el cáncer que tenía y los medios que iba a poner, y todo para luchar contra él. Si lo tienes, no significa que seas un héroe, pero debes hacerle frente y adelantarte a él cuidando tu aspecto físico, cuidando tu autoestima… así yo me sentía mejor conmigo misma y la gente lo veía. Desde que me operé el dos de febrero de 2010 he tenido radioterapia y quimioterapia, y ahora me encuentro perfectamente, he cambiado mi aspecto físico y la gente me ve más joven. Entré en la Asociación para ayudar todo lo que podía, donde he encontrado un compañerismo muy grande y, a raíz de mi enfermedad, he aprendido a disfrutar un poco más de la vida, a no preocuparme tanto de las cosas, a disfrutar del día a día e ir solucionando los problemas según se vayan presentando… Eso es lo que quiero decirles a todas las mujeres que se encuentran en esta situación. Sé que no es agradable y que van a pasar momentos diferentes, pero los tratamientos ya no son tan agresivos como hace unos años. Por eso quiero animar y decirles a las personas con cáncer lo que yo enseñaba a mis niños: inténtalo, no digas que no puedes, ¡inténtalo y verás cómo puedes!”.

Testimonio de Ana Núñez, linarense de 44 años que, al igual que Ana María, superó un cáncer de mama. “Mi padre murió de cáncer, yo viví con él su enfermedad hasta el último día y, sin quererlo, ya me preparó para lo que podría ser esta enfermedad. Soy de la opinión de que el cáncer es genético, por eso, mi mayor consejo es que todas las jóvenes y las mujeres con madres, tías o abuelas que hayan tenido cáncer de mama, se hagan revisiones y mamografías, porque es muy importante para evitar problemas. Yo aprendí desde hace mucho tiempo a hacer que el cáncer dejara de ser un tema tabú. El cáncer ha mermado alguna de mis facultades, hay muchas cosas que no puedo hacer, pero continúo viviendo. No he tenido miedo al cáncer, porque nunca he tenido miedo a la muerte, pero sí esperanza para seguir luchando. Insisto en la importancia de hacerse revisiones y saber explorarse a sí misma, es algo imprescindible. Animo a la gente con cáncer que se levanten, que vivan, que lo enfrenten como cualquier otra enfermedad… porque cáncer no significa muerte, aunque sí te puede enseñar a vivir mejor. Cada persona lo lleva como puede, dependiendo de cómo sean los familiares y amigos que están alrededor. Yo quiero animar a los enfermos de cáncer y ayudarlos a vivir su enfermedad con dignidad, a luchar y no a destrozarse. Es una situación difícil que necesita mucho apoyo de familiares, amigos y de los propios médicos. En mi caso, todo salió bien porque se dieron las circunstancias para ello y, aunque tenga los huesos destrozados por el fuerte tratamiento, sigo viviendo y vivo feliz. Sobre todo, mucho ánimo, porque si tu cabeza está bien, tu cuerpo responde mejor. El cáncer no significa muerte, sino continuar viviendo, porque te da muchas lecciones para cada día”.

L28: A nivel oncológico, ¿qué servicios ofrece Linares?

R: Muchas veces pensamos que nuestra medicina, por estar en España, es una de las más obsoletas y anticuadas que hay. Nada más lejos de la realidad. En España tenemos lo mismo que en todo el mundo. Ante todo, prevención, diagnóstico precoz, revisiones a tiempo, no darles vueltas a las cosas… Es verdad que la carga genética influye en el cáncer, pero eso se agrava porque no nos portamos bien con nosotros mismos, por eso, animaría a todo el mundo a llevar una vida saludable, tener cuidado con el tabaco, el alcohol, las grasas, el sol… porque todo ello puede influir en la producción de cánceres en varias zonas del cuerpo. Quisiera destacar que, con respecto al cáncer de mama, se va aumentando el índice de curación año tras año y lo vamos venciendo, pero cada año aparecen 22.000 casos nuevos de cáncer y, aunque son los médicos quienes deben tratar esto, el enfermo debe procurar también llevar una vida sana y cumplir sus tratamientos y revisiones adecuadas.

Desde la Asociación estamos dispuestos a ayudar a todo el que se acerque, a informar y a no dejar solos ni desorientados a enfermos de cáncer y sus familiares. Nosotros estamos dispuestos a orientarlos en todo lo que sea necesario, incluyo con recursos económicos. Como el cáncer no solo influye en la parte física sino también en la psicológica, contamos con dos psicólogos en la provincia de Jaén a disposición de cualquier persona que solicite atención psicológica. Además, tenemos personal de voluntariado para ayudar tanto a los propios enfermos como a sus familias, ya que esta enfermedad precisa de mucha ayuda, de ahí que sea importante también dar un respiro a los familiares. Destacar, también, que tenemos casas de acogida gratuitas en cada capital de provincia, por si es necesario hacer desplazamientos para atender a los enfermos; son lugares donde estarán como en su casa, porque están perfectamente equipadas. Y solamente recordar que ante cualquier duda que se tenga, se visite la Asociación porque aquí lo tendrán todo resuelto.

Momento de la entrevista

4 Comentarios

  1. Ana Núnez es un modelo en nuestra casa, como persona con un espíritu de superación de una talla enorme.
    Contagia su alegría y vitalidad, a veces arrasadora, de la que deberíamos nutrirnos quienes la conocemos. Y supequeño Manolo es un niño genial, digno hijo de Ana y Jose.
    Y a Benito le digo: eres un artista genial. Felicidades por tus grabados y por la feliz evolución de tu enfermedad. Esto lo firmamos todos en este hogar.

    0

    0
Haciendo click en "Publicar comentario" estará aceptando la política de recogida de datos (Art. 5.1 de la LOPD) y las condiciones de uso