Nos adentramos un poquito en la vida de uno de los mejores actores cómicos españoles, nacido en Andalucía y residente en Madrid, Pablo Carbonell, que nos atiende amablemente desde el hospital donde está ingresada la más pequeña (poco más de dos años) de sus dos hijas. Pablo es un trabajador polifacético e incansable, además de persona a quién le gusta pensar sobre las cosas, eso sí, con buen humor siempre. Pablo Carbonell actuará mañana viernes, día 29, en el Teatro Cervantes de Linares, con la obra La Curva de la felicidad.

01. ¿Un cómico nace o se hace?
Un cómico se hace. Aunque los bebés son los mejores cómicos…

02. Entonces, ¿es necesaria una formación, si no académica, al menos formal?
Mi filosofía es huir de las academias, cúmulo de actores frustrados, lugares donde uno se contagia de dicha frustración.

03. ¿De qué trabajo te sientes más orgulloso?
De muchos: Atún y chocolate, Obra Maestra, de todos mis discos, conciertos, funciones teatrales y, sobre todo de Hospital Central y de la Curva de la Felicidad.

04. ¿De qué trabajo menos?
Campamento Flipi, Lo mejor que le puede pasar o Tú si que vales.

05. El papel más difícil de tu vida.
Ser padre. Profesionalmente, los papeles más difíciles son los que más satisfacciones dan. Trueba fue muy exigente en Obra Maestra, pero al tiempo es el papel que quizá más satisfacción me haya dado.

06. El papel que te gustaría hacer.
De Rey Juan Carlos.

07. ¿Emule o SGAE?
Soy autor, luego Sgae, aunque no se recibe mucho por ello.

08. ¿Debe subvencionarse el cine español?
Mira, hay tantas cosas subvencionadas como el acero, el pan, el hierro, la agricultura, empresas, la ópera, ¿el cine por qué no?

09. Series españolas versus series americanas. ¿En qué se diferencian?
Las españolas hablan de problemas de aquí, eso es importante.

10. ¿Determina mucho el trabajo de un cómico si se define políticamente? ¿Reduce el campo de acción?
No lo sé porque yo no lo hago. Me defino como anarco pacifista, enemigo de las verdades absolutas.

11. ¿Cómo es el público español en general? ¿El andaluz se diferencia mucho del resto del país?
El público español es buen público, pero es que yo tengo además el mejor público, exclusivo y elegante. En otros sitios como Colombia también, allí el público es muy cálido.

12. ¿Es cierto que cada vez el humor que se hace es más simple, más “facilón”, menos intelectual?
En general es menos profundo y está perdiendo las raíces culturales propias. La crónica de estos últimos años es una porquería, llena de aburrimiento. Vivimos la época del hastío y del aburrimiento, del bostezo, de la apatía.

13. ¿En qué medio te encuentras más cómodo?
Cada medio se alimenta de los demás, se alternan, todos son necesarios y en todos estoy a gusto.

14. ¿Hasta dónde te gustaría llegar? ¿Cómo te gustaría ser recordado?
Cómo alguien que hizo lo que le dio la gana.

15. ¿Es cierto que es más difícil hacer reír que hacer llorar?
Es un tópico, tan difícil es una cosa como la otra. Se trata de dos emociones muy profundas, contagiosas, como todo sentimiento.

16. ¿Cómo se vive el que los demás siempre esperen de ti una frase cómica, un gag, un golpe?
Puede ser estresante, pero, afortunadamente, mi público cada vez empieza a conocerme mejor como persona y a considerarme más como ser humano.

17. ¿Consumes humor? ¿Cuál?
De vez en cuando veo a Faemino y Cansado, me gusta Aída, Javier Krahe, Doctor Mateo, Mendoza… Los humoristas de hoy son muy libres y profundos; el humor es algo profundo, buena reflexión.

18. Uno o varios modelos en tu profesión.
El actor Paul Giamatti, “Eels” en música. En general me gustan los más naturales, los que se amoldan a cualquier circunstancia.

19. ¿Ironía o humor directo?
Ironía y, en caso necesario hasta sarcasmo, porque la ironía provoca la reflexión de la persona al descolocarla y el resultado es más fructífero.

20. Una película, una serie de televisión, una obra de teatro y una novela.
“Cantando bajo la lluvia”. “Hospital Central” (barriendo para casa). “Venecia bajo la nieve”, la nueva obra de teatro que estrenaremos el 20 de agosto próximo en Madrid. Y “Fabulosas narraciones por historias” de Antonio Orejudo, un escritor madrileño.

21. Para ligar, ¿risas o conversación?
Ambas cosas, conversaciones con risas.

22. Para trabajar ¿vicios o disciplina?
Disciplina siempre.

23. Tú también has entrevistado a muchos famosos/as. Destaca a alguno/as de ellos/as.
José Saramago, John Malkovich, el príncipe Felipe, que me sorprendió mucho gratamente, Alfredo Pérez Rubalcaba, que fue muy divertido y Alberto Ruiz Gallardón, muy simpático también. Soy más de personas que de entidades o partidos.

24. ¿Cuál es el mensaje de “la curva de la felicidad”?
Todos volvemos a la familia.

25. ¿Ocurre así en la vida real también?
Bueno, o se vuelve a la familia o se vuelve a la soledad.

26. ¿Por qué no debería nadie perderse la representación de esta obra?
Porque la han visto ya unas 350.000 personas y no te vas a quedar sin verla tú. Además, si no la ves ¿de qué vas a hablar con los demás?

27. Proyectos de presente y de futuro.
No hablar de mis proyectos, esos son mis proyectos, hasta que sean realidad.

28. ¿Para cuando una nueva película?
A ver si encuentro a alguien que me la financie y quiera que yo sea el protagonista o el antagonista. Guiones sí tengo.

29. ¿Qué opina tu hija mayor (20 años) de tu trabajo?
No le interesa mucho, piensa que soy un burgués. Va más en la línea de Violadores del verso, Bob Marley…

30. ¿Qué pregunta no te hecho y te hubiera gustado responder?
¿Te parecen caros los complementos de los productos Mac? Caríssssimos.

31. ¿Cómo titularías la entrevista?
Prohibido aparcar en esta entrevista.

Gracias en nombre de Linares28 y en el mío propio.
Ad_contrarium

Pablo Carbonell en la Curva de la Felicidad