A domicilio y reponiéndose a los problemas que han azotado a la plantilla en forma de lesiones y gripes. Así logró el C.B. Linares una nueva victoria en tierras almerienses, en Puebla de Vícar frente al equipo anfitrión. Fue un partido en el que ambos equipos notaron el parón navideño, el ritmo del partido no fue excesivamente rápido y los linarenses supieron medir sus fuerzas a la perfección para hacerse con la victoria.
El partido comenzaba muy igualado y así estuvo hasta el final. El 16-15 del primer cuarto así lo demostraba. En el segundo cuarto, los vicarios, reforzados con nuevas incorporaciones, tratan de marcharse en el marcador, pero las buenas defensas linarenses evitan que los de Puebla de Vícar puedan alejarse, lo que deja el marcador en un ajustado 29-30 para el C.B. Linares. El tercer cuarto es un calco de los anteriores, con un Julio Siles firme en el rebote y un Javi Arenas muy activo en todas las facetas del juego, pero con un equipo local que no quería regalar el partido de ninguna de las maneras. Al final de ese periodo 44-43 para los locales. Fue en el último cuarto cuando los linarenses mejor manejaron el encuentro. Con un Carcelén muy acertado en el tiro libre y con todo el equipo manejando el cronómetro a la perfección, defendiendo con casta sin cargarse de personales, los linarenses lograban despegarse ligeramente en los momentos clave. A falta de 5 minutos lograban una ventaja de 5 puntos que se utilizó como la renta perfecta para terminar venciendo por 4 puntos (57-61)
Ésta victoria deja a Club Baloncesto Linares en una situación más que cómoda en la clasificación, a la espera de recibir el próximo domingo al C.B. Almería (Julián Jiménez, 12:00h)

Javi Arenas (10), Fofi (1), Plaza (-), Carcelén (13), Capel (6), Arroyo (-), Julio Siles (14), Javi Ruiz (4), de la Rosa (6), Jose Garcia (2), Juan. A. Siles (5)

Los jugadores del C.B. Linares